La higiene es muy importante durante la menstruación. Es importante que las mujeres y las niñas dispongan de productos de higiene femenina limpios y secos. Deberían disponer de un espacio íntimo y limpio en el que limpiarse y lavarse. Es importante desechar las tollas higiénicas cuidadosamente junto con otros residuos, o quemarlas.

Las niñas adolescentes y preadolescentes deben estar informadas del importante papel que cumple la menstruación en la reproducción y de lo fundamental es la higiene menstrual. Es importante que estén informadas de cómo cuidarse y lavarse cuando están menstruando. También debería educarse a los niños acerca de la menstruación, a fin de que sean conscientes de las necesidades particulares de higiene de las niñas.

Es necesario promover y apoyar unas prácticas higiénicas en relación con la menstruación.

  • Es importante que cuenten con productos limpios y secos de higiene femenina como paños o toallas higiénicas. Si se usan paños, deberán lavarse frecuentemente con agua y jabón y dejar que sequen al sol antes de emplearlos de nuevo: los paños húmedos podrían portar gérmenes que pueden ocasionar infecciones. Las toallas higiénicas usadas deberán desecharse en la fosa de basura o quemarse.
  • Las niñas y las mujeres deberían disponer de un lugar intimo (una zona de baño) en el que haya agua y jabón para que puedan lavarse durante la menstruación y lavarse las manos después de cambiarse el paño o la toalla higiénica. La higiene deficiente en la menstruación puede provocar infecciones fúngicas. Las infecciones recurrentes pueden ocasionar infecciones graves del tracto reproductivo, y estas pueden causar infertilidad.
  • En las escuelas debería haber baños separados para los niños y las niñas. Unos baños que ofrecen privacidad y son limpios y seguros contribuyen a que las niñas permanezcan más tiempo en la escuela, lo que puede retrasar el matrimonio y los embarazos prematuros.

Es necesario respetar la intimidad de las mujeres y las niñas cuando están menstruando.